Ecos del mundo para la celebración de Chiara Luce

Ecos del mundo para la celebración de Chiara Luce

Hemos recibido informes de muchas iniciativas creadas para conmemorar Chiara Badano en el día de la fiesta litúrgica de 29 de octubre.

Hay algunos …

Sassello en el país de Chiara

En la mañana del 29 de octubre al menos 200 personas visitaron la habitación de Chiara, un alboroto de los jóvenes y las familias, en un ambiente recogido para entrar en el “corazón” de su historia. Luego, en la tarde la solemne misa presidida por el Obispo de Acqui, Mons. Micchiardi. Después de la celebración, el cementerio de canto y las historias de Chiara en una fiesta continua con el cielo.

 

 

 

 

Kerala (India)

 

 

 

Fiesta de Chiara Luce en Paraná (Argentina)

Testimonio de Luz Hurie:

Anticipo que intentaré arrimarme a lo que Dios en Chiara Luce  regaló corazón adentro, sabiendo que Él abrazará todos mis intentos, porque seguramente quedarán escasos ante tanto don. Un día pleno de sol le daba la bienvenida a la Fiesta de nuestra amiga Beata Chiara Luce. La profunda comunión fraterna de los días previos trabajando para esta jornada soñada, nos anticipaba que la Gracia prometida ya estaba en camino hacia nosotros. La cita había llegado y aunque tal vez no haya sido tanto el tiempo de preparación organizativa, desorientando la lógica humana, era grande la certeza en la Fe de que en realidad, éste día se venía gestando desde siempre por Dios y Él,  venía disponiendo el terreno de nuestras vidas. Se trataba de confiar, de dar lo mejor y darlo todo, también la pobreza, allí donde se trasluce aún más la Grandeza de Dios en nuestra pequeñez bienaventurada.

Y el 29 de octubre, empezó a hacerse más evidente, cuando entre mates se comenzaban a entrelazar vidas de personas que antes no se conocían, que tienen “hoy” muy distintos, que residen en ciudades diferentes, pero sin embargo, no se sabían extraños y sí hermanos. El sentirse “en casa” sin conocer antes a nadie, aflojando la guardia, descalzándose de preocupaciones y predisponiéndose a disfrutar de encontrarse. Grande era la sorpresa cuando los que ya se relacionaban con nuestra amiga Beata, se topaban con quienes se habían acercado preguntándose quién era ella. Así era de misterioso y maravilloso el obrar de Dios, con el “toque pícaro” de Chiara Luce. Pero todos y cada uno de manera personal, se sabían escogidos por ella: no era casualidad estar allí, se trataba de dejarse alcanzar por la Vida en Abundancia. Chiara Luce parecía andar correteando por allí, haciéndose palpable en los abrazos, dejándose contemplar en las miradas, llevando Su Luz a los rincones necesitados de Jesús. A medida que iba transcurriendo la jornada, los testimonios iban llegando, algunos habían traído latidos cansados, otros horizontes desdibujados, otros sed de comunidad y en el lenguaje de cada uno, íbamos recibiendo la bendición, en alguna palabra, en una canción, en los niños jugando, en algún gesto,  en  los lazos fraternos, y de manera insondable, en la Eucaristía. ¡No había rincones sin Cielo! En cada detalle nos alcanzaba Chiara Luce y en ella el sabernos amados por Dios. Y resultaba inevitable sumergirse en su testimonio de vida tan elocuente que aprendió a amar, a jugársela por el Evangelio, a transcender el dolor y a vivirlo en una ofrenda fecunda por Jesús y sus hermanos. Suelo compartir que lo que me enamora de ella era su “ser despeinada” pero no quedando en lo estético sino ahondando en la profundidad de quien confiado, se deja “despeinar” por Dios, se deja desestructurar, deja a Dios ser Dios y simplemente, ser Su hijo amado. Y uno de los dones más bellos para todos, fue y es, el de descubrirla hermana y amiga, es decir, que ella no es indiferente a mi vida, que recorre conmigo las veredas de esta vida, cuesta arriba o rodando hacia abajo, cuando algo duele o las dudas cuestionan los pasos o simplemente, sonriendo conmigo.  También que en ésta amistad, llegan muchos hermanos en el ida y vuelta de corazones a ella aferrados. Cuesta pensar que éste 29 de octubre haya terminado, sino que sigue “sucediendo” en los días venideros porque “todo lo que hace Dios dura para siempre” (Eclesiastés 3, 14) y tiene ecos de eternidad.

Transcribo las palabras de Chiara Luce de uno de sus audios a los GEN que en Su Providencia, bien nos habla también a nosotros, hoy:

“Traté de ofrecer cada pequeña cosa para que la Jornada diese frutos. El día anterior, al recibir a Jesús Eucaristía, le pedí que borrara cada una de mis faltas, cada fracaso, que son muy numerosos, para que la Jornada saliera bien y me parece que así ha sido… ”

Este ha sido el comienzo de muchos encuentros que vendrán con Jesús y Chiara Luce en medio nuestro y en sus palabras nos lo dice: “Ahora me despido, aunque tendría muchas cosas que decirles pero … ¡hasta el próximo capítulo!”

 

Experiencia de la fiesta da Chiara Luce Badano en San Salvador 2016

Para celebrar el día de Chiara Luce este año pensamos en pedir una Misa  rogando a ella por gracias y distribuir unas estampitas con su imagen y oración para hacerla conocer más en nuestra comunidad parroquial.

Con el dueño de la imprenta al que se las encargamos ya fue una ocasión para hablar de ella. Cuando las fui a retirar me comentó que le había impactado en las fotos que vio en internet para hacerlas, esta chica tan joven, tan llena de vida y que era santa. Le conté su experiencia de ofrecimiento de la enfermedad y cómo la había vivido y lo invité a que siga viendo en internet videos de su vida.

El año pasado el párroco nos sugirió que consiguiéramos una foto de Chiara Luce para ponerla en el frente al celebrar la Misa en su honor. Así que pedimos al focolar que nos prestara una. Días antes buscábamos cómo colocarla en el templo para la Misa y una señora en la Parroquia se ofreció para armar un pedestal y ponerla allí para ese día.

El párroco nos propuso bendecir la imagen durante la Misa y dar a conocer algo de su vida a través de un corto video en el transcurso de la misma. No fue fácil conseguirlo pero finalmente encontramos uno con la ayuda de las focolarinas.

Cuando llegamos al Templo ese día nos sorprendió la imagen de Chiara Luce tan bellamente preparada y le agradecí a la señora. Ella me contó que el día anterior alguien había dejado muchas flores blancas en la secretaría parroquial para adornar el altar. Pensó en la oportunidad de este regalo ya que comúnmente tienen que buscar flores y son del color que se consigue en el momento. Ella me expresó después de la Misa que la conmovió la pureza que reflejaba todo el altar de blanco junto a la imagen. Sentía que  todo transmitía la presencia de Chiara Luce allí.

Antes de comenzar la Misa nos dimos cuenta que el video que llevamos no funcionaba en el retroproyector y no se podría pasar. Le avisé al sacerdote y me dijo que entonces alguno de nosotros tendría que contar quién era Chiara Luce. Acordamos en que luego de la oración de los fieles se haría la bendición de la imagen, la explicación de su vida y la oración pidiendo gracias. Me ofrecí para hacer el guión de la Misa ya que no había quién lo hiciera y fui rezando y ordenando ideas para saber qué decir en el momento de contar de Chiara. Pero la sorpresa fue muy grande cuando vi que el párroco tenía una hoja con frases de ella y desde el comienzo de la Misa habló de Chiara, citándola muchas veces en el transcurso de la misma. Todo lo que yo pensaba decir lo dijo él con una interpretación justa de su vida y su mensaje. Chiara lo quiso así y yo no tuve que hablar.

El regalo más grande fue que la nombró Patrona de todos los grupos juveniles de la Parroquia, especialmente de los Caminantes que son los jóvenes que realizan un encuentro de impacto llamado Camino y que atrae a muchos. Se hacen dos veces al año y son preparados por otros jóvenes que ya han hecho la experiencia. Al finalizar la Misa el sacerdote les confió a los responsables de la Pastoral Juvenil que a la declaración de Patrona de los jóvenes no lo había pensado antes, le surgió mientras iba hablando de Chiara en la Misa. Pensamos que fue una inspiración divina.

Al finalizar distribuimos las estampitas con la oración de Chiara Luce y notábamos que la gente venía y nos pedía que se la diéramos.

El párroco nos propuso imprimir una foto de ella sacándola de internet a gran tamaño e incluir la frase “SI TÚ LO QUIERES JESÚS, YO TAMBIÉN LO QUIERO” y poner debajo y aparte de la foto BEATA CHIARA LUCE BADANO para que cuando sea santa podamos sacarle esa parte y cambiarla. Esta imagen acompañará a los jóvenes en sus encuentros.

Como dice Edgardo “Chiara Luce camina entre nosotros”. En mi corazón y en mi mente ya está el domingo 29 de octubre del año próximo y los festejos de este día. También durante el año la difusión de su mensaje y la canción Luz que nos gustaría que la aprendan.

 

Castelvetrano (Trapani – Italia)

 

 

 

Arnasco (Savona – Italia)